martes, enero 19, 2010


Nos vivimos preguntando ¿A dónde vamos? ¿Hasta dónde llegaremos?

Pero hoy me puse a pensar, ¿Por qué nos preocupamos tanto por el futuro? Esta bien, necesitamos de él para ponernos una meta por cumplir y seguir adelante. Pero no es excusa.

Dejemos al futuro tranquilo. Ademas si lo imaginamos tanto, capaz que despues nos llevamos una desilucion cuando vemos lo que no pudimos lograr.

Vivamos el presente, sin importar nada mas. Así vamos a disfrutar cada momento de la vida, y los años no van a pasar tan rapido como creemos que pasan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario